Amarillo

El separador del carril-bici con plástico reciclado

Se hizo acreedor del Premio 2009 de Diseño para el Reciclaje que otorga la Generalitat de Catalunya. El ganador: el diseñador español Curro Claret, el padre de ZEBRA, un separador de carriles-bici fabricado con plástico 100% reciclado y reciclable. Esta pieza ovalada de plástico se fija en el asfalto en la línea que divide el carril para las bicicletas y el de los vehículos a motor. El invento cuenta con unas bandas blancas irregulares y reflectantes para hacer más evidente la división, sobre todo por las noches, y dar un toque más atractivo a la pieza. Según su creador, ZEBRA está diseñado para tener una larga vida, necesitar poco mantenimiento y, además, es antideslizante.

El plástico de ZEBRA procede cables eléctricos ya desechados que de otra forma habrían terminado en los vertederos. Fue la empresa especializada en reciclar materiales Zicla la que, junto a Claret, hicieron lo necesario para dar una segunda vida a ese plástico desechable.

ZEBRA es un invento doblemente ecológico en tanto en cuanto evita llenar aún más nuestros vertederos y sirve para impulsar el uso de un transporte tan limpio y saludable como la bicicleta en las ciudades. Según los inventores, el uso de plástico reciclado en lugar de plástico virgen evita por cada pieza la emisión de 5.7 kg de CO2, el equivalente al que se produce circulando 31 kilómetros con un coche convencional.

Y nosotros ya sabemos: depositando nuestros envases de plástico en el contenedor amarillo –junto a latas y briks- estaremos propiciando la posibilidad de ofrecer una nueva vida a ese material a través de las plantas de reciclaje.

DEJA TU COMENTARIO

Enviar