Escoba hecha con botellas de plástico ¡El reciclaje barre para casa!

Escoba hecha con botellas de plástico ¡El reciclaje barre para casa!

|
4

Las botellas de plástico son uno de esos envases con los que podemos llevar a cabo infinidad de manualidades. Una de ellas son estas geniales escobas recicladas.

Nos bastarán entre cinco y ocho botellas de plástico de dos litros vacías y sin etiquetas para fabricar nuestra escoba. Aunque al final de el post os dejamos un fantástico vídeo que ilustra perfectamente el proceso, vamos a repasar qué debemos hacer.

Recordad que necesitaremos también un palo de escoba, dos o tres clavos y un poco de alambre. Por supuesto, debemos tener mucha precaución a la hora de realizar esta manualidad, más aún si participan los más peques. ¡Vamos a ello!

1. Primero cortamos la base de una botella (la parte inferior) y procedemos a realizar finos cortes en vertical para elaborar las cerdas de nuestra escoba. Las cerdas, de unos 0,5 cm de ancho, han de surgir a unos diez centímetros del cuello o boca de la botella. Después cortamos el cuello. Hacemos lo mismo con otras dos, tres o cuatro botellas de plástico.

2. A continuación, cogemos otra botella y hacemos exactamente lo mismo -seccionamos las bases y cortamos las cerdas-, pero a ésta no le recortaremos el cuello. Así pues, colocamos una botella dentro de otra, dejando la que conserva el cuello para el final. La botella con cuello ha de quedar en el interior de las demás, con su cuello sobresaliendo.

3. Hecho esto, tomamos otra botella y directamente la recortamos a unos diez centímetros de su boca. Es decir, no tendrá base ni cerdas, solo su parte superior. Esta pieza recubrirá por encima a todas las demás.

escoba_botellas1

4. Uno de los últimos pasos es efectuar dos pequeños orificios con ayuda de un punzón y atravesar todas las botellas con el alambre. De esta forma, tirando del alambre aplastaremos las botellas para darles un aspecto más aplanado, semejante al de una escoba.

5. Finalmente, introducimos el palo en los dos cuellos de botella asegurándonos de que quede bien sujeto y clavamos dos o tres clavos para terminar de fijar el palo a las botellas recicladas.

escoba_botellas2

¡Ya tenemos nuestra escoba reciclada!

Una excelente manera de reutilizar un buen número de botellas de plástico y de demostrar todas nuestras habilidades. Eso sí, como hemos dicho, teniendo mucho cuidado cuando hagamos uso de las tijeras (o cúter), los clavos y el martillo.

En este vídeo de Green Works también podéis ver qué pasos seguir para fabricar esta escoba utilizando botellas de plástico recicladas:

 Recordad que todos los envases domésticos de plástico, las latas y briks pueden tener una nueva vida si los llevamos al contenedor amarillo. Démosles vida de nuevo: ¡Reciclemos!

Y si queréis encontrar nuevas e imaginativas manualidades, no dudéis en visitar nuestras secciones amarillo, verde y azul. ¡Encontraréis cientos de ideas para seguir reutilizando!

Te puede interesar